This post is also available in: English Français Deutsch Português 한국어 Nederlands 简体中文 Italiano 日本語 Русский Čeština Dansk ไทย

Poder Dunamis para todos

‘Dunamis ’es la palabra griega para “poder” y se encuentra 120 veces en el Nuevo pacto. De la misma raíz tenemos las palabras “dinamita” o “dinámico”. Veo cuatro significados en esta palabra:

  1. El poder de Dios – “Tuyo es el reino, el poder y la gloria” ( 6:13).
  2. La fortaleza de Dios dentro de nosotros por el Espíritu Santo.
  3. Milagros, sanidades, liberaciones.
  4. Toda clase de poderes espirituales, buenos o malos, incluyendo armas, política, dinero, etc.

Centrémonos aquí en el segundo significado, el poder de Dios dentro de nosotros.

Lucas 9:1-2

Después reunió a sus discípulos y les dio poder y autoridad sobre todos los demonios y para sanar enfermedades. Los envió a predicar el reino de Dios y a sanar  a los enfermos.

Yeshúa da tanto poder (dunamis) como autoridad (exousia) a sus 12 discípulos. Este poder y autoridad es sobre todos los demonios y para sanar a los enfermos.

La autoridad es el derecho legal para usar el poder. En el ejército, los soldados asisten a un curso sobre el uso de armas y, al final, reciben una licencia o autoridad para usar esas armas. El poder está en el arma. Los criminales usan el poder de las armas pero no tienen la autoridad para hacerlo. Los soldados y los policías, sin embargo, tienen tanto el poder como la autoridad para usar las armas. En general, el uso del poder sin la legítima autoridad es pecado.

El poder y la autoridad

Yeshúa les dio a sus discípulos tanto el poder como la autoridad. La autoridad viene en el Nombre de Yeshúa, no solo de la palabra en sí misma, sino del uso de Su Nombre cuando nosotros estamos sometidos a Su autoridad (Lucas 7:7-8).  El poder dunamis nos viene a través del Espíritu Santo. Tenemos poder y autoridad no solo para echar fuera demonios y sanar a los enfermos, sino también para declarar el Evangelio. La liberación y la sanidad tratan con las consecuencias del pecado; el Evangelio se dirige a la causa del pecado.

No podemos avanzar el Reino de Dios sin poder y autoridad; sin embargo, buscar poder y autoridad en sí mismas nos lleva en la dirección equivocada: nos lleva hacia el orgullo y la concupiscencia. Usar el poder y la autoridad en el ministerio para satisfacer el ego humano es pecado (Mateo 7:21-22).

A veces Dios nos hace pasar por tiempos difíciles de prueba para purificar los motivos de nuestro corazón. Yeshúa pasó 40 días de prueba, siendo tentado por Satanás en el desierto. Por medio de esta prueba fue preparado para recibir poder. Nosotros también necesitamos pasar por tales pruebas. A veces el poder que Dios quiere que recibamos es simplemente decir “no” al pecado. Al alinearnos con la voluntad de Dios, Su vida fluye a través de nosotros.

¿Y nosotros?

Algunas personas dicen que el poder y la autoridad de Dios eran solo para los 12 apóstoles, así que ¿quiénes somos nosotros para recibirlos? Sin embargo, en Lucas 9, Yeshúa comenzó discipulando a sus 12 discípulos pero en Lucas 10 el grupo había aumentado a 72.  Él les dio autoridad sobre toda clase de poder maligno.

Lucas 10:19

Mirad, os he dado autoridad para hollar sobre serpientes y escorpiones y sobre todo el poder del enemigo y nada os hará daño.

Cuando llegamos al libro de Hechos, Yeshúa deja claro que recibir el Espíritu Santo y poder es para TODOS los creyentes.

Hechos 1:8

Recibiréis poder cuando el Espíritu Santo venga  sobre vosotros; y me series testigos en Jerusalén,  Judea y Samaria y hasta los confines de la tierra.

Así pues, el derecho de usar el poder del Espíritu Santo pasó de los 12 a los 72 y a todos nosotros.

No es suficiente que seamos sinceros y humildes. Necesitamos usar el poder y la autoridad de Yeshúa contra las fuerzas del mal, que están siempre en guerra con nosotros. El poder divino de Dios nos protege del pecado y de la tentación de este mundo.

I Pedro 1:5

Sois protegidos por el poder de Dios mediante la fe, para la salvación que será revelada en el último tiempo.

¡Éste es el mismo poder que levantó a Yeshúa de los muertos (Romanos 8:11)! Cuando caminamos en el poder del Espíritu Santo, demostramos la realidad de la resurrección de Yeshúa en nuestras vidas. Es para todos nosotros hoy.

Print Friendly, PDF & Email
By | 2020-02-10T16:24:05+00:00 febrero 9th, 2020|Sin categorizar|Comments Off on Poder Dunamis para todos